Boda en finca Machoenïa: El encanto de casarse en el sur de Francia

Es común conocer en Euskadi, y más en Donosti (por la cercanía), parejas de novios que han decidido casarse en el Sur de Francia, en lo que se llama País Vasco francés.

Esta zona de Francia mantiene una naturaleza verde y salvaje que conserva amplias vistas y que hace de cualquier boda, un evento mágico, ensamblando a la perfección la propia belleza de la celebración con la magia que el lugar guarda para los sentidos. 

 

DÓNDE CASARSE EN EL SUR DE FRANCIA: UN CASERÍO PARA CELEBRAR TU BODA

Bokado celebra bodas, desde hace ya varios años, en una finca ubicada en esta particular y maravillosa zona del sur de Francia.

Se trata de la finca Machoenïa, un caserío vasco francés que se encuentra en la localidad de Urrugne, a escasos 20 km de San Sebastián, y que goza de un entorno único para casarse, con unas vistas imponentes con el fondo del monte La Rhune.

Mirad el siguiente vídeo. A los que están buscando una finca con encanto para casarse en Francia, este caserío vasco francés no les va a decepcionar.

  

 

CATALINA Y ADOLFO: DOS MADRILEÑOS QUE DECIDEN CASARSE EN EL SUR DE FRANCIA

Pero vayamos con la boda, que es lo que nos gusta. Vamos a poneros un ejemplo de una boda que organizamos en esta finca Machoenïa de Urrugne y que resultó deliciosa, no ya solo por el precioso entorno y el paisaje natural, sino porque, una vez más, los que pusieron todo el encanto a la boda fueron los novios.

Ellos son Catalina y Adolfo, dos madrileños que se casaron en Machoenïa con Bokado el pasado mes de octubre.

  

¿Y qué hacen dos madrileños casándose en el sur de Francia? La clave de esta pregunta es Catalina quien, desde pequeña, pasaba sus mejores veranos en Hondarribi, pegada ella y pegado el lugar, a la frontera con Francia.

Tantos años en esta maravillosa zona del País Vasco, tan cerca de Francia, no caen en balde y dejaron secuela en el corazón de una niña que, cuando conoció a Adolfo, su alma gemela, y decidieron formar una familia, no pudo pensar en mejor sitio.

No sabemos si en su corazón de niña ya albergaba esta posibilidad o si fue la razón de la edad la que le hizo casarse en el sur de Francia, el caso es que así lo decidió junto a Adolfo y así fue como ocurrió.

 

IDOIA, NUESTRA COMERCIAL DE BODAS EN MACHOENÏA 

Para ello, Catalina y Adolfo se pusieron en contacto con Idoia, nuestra comercial encargada de Machoenïa.

Ya sé que lo decimos nosotros y que, justo por esto, debería perder validez, pero Idoia es un pedazo de experta en esto de las bodas y un encanto de persona que siempre comienza dando su lado más profesional a los novios, cuando necesitan recabar toda la información sobre la finca, sobre el catering, sobre cómo lo organizamos todo… y acaba siendo la consejera de los novios, aconsejándoles en todo lo que piden y entendiendo siempre sus necesidades.

Porque ése es el trabajo de Idoia y ése es el trabajo de todas nuestras comerciales, despejar todas las dudas y estar constantemente al lado de los novios para que no tengan más preocupaciones en todo lo que quieran que dependa de nosotros.

Os lo hemos contado en varias ocasiones pero sabéis que, casarse con Bokado, sea en el sur de Francia, sea en Euskadi o sea en cualquier parte del mundo, significa estar en buenas manos y rebajar al máximo la expectativa de fallos. Que sabemos que esto es lo que más preocupa a los novios.

Y si no os fiais, se lo podéis preguntar a Catalina y Adolfo, que fueron testigos de esto que os contamos y cuya celebración de boda salió a pedir de boka (con k).

 

LAS FOTOS DE LA BODA DE CATALINA Y ADOLFO EN MACHOENÏA

¿Queréis ver fotos de su boda? Pues no os quedéis con las ganas. Las fotos son espectaculares. Las hizo otra gran profesional de la fotografía, Inma Fiuza (pinchad en el nombre para ir a su web).

Fijaos en todo. En ellos (una pareja maravillosa de ésas que devuelven las ganas de casarse); en la finca, con caballos, todo verde y un paisaje de escándalo; en el caserío, que guarda todo el encanto de la construcción típica vasco francesa; en la decoración floral, que corrió a cargo de Endanea Garden (pinchad también en el nombre y veréis que es un acierto seguro)…

Fijaos en todo y hacedlo bien. Quién sabe si la finca Machoenïa se puede convertir, como les pasó a ellos, en el entorno idílico que dé marco a vuestra boda.

 

 

 

Y si es así, si realmente alguien se está preguntando dónde casarse en el sur de Francia y o si decidís celebrar vuestra boda en Machoenïa con el encanto de los paisajes del sur de Francia, ya sabéis que lo único que tenéis que hacer es poneros en contacto con Idoia, ella os contará el resto.

Catalina, Adolfo, gracias por vuestra confianza y… ¡Sed felices para siempre!

Y al resto, os vemos en la próxima boda.

Comentarios

  • Myriam 12 22:35:08/11/2018 - 22:35

    Querría saber de cuántos baños dispone la casa y si hay algún baño de minusválidos también si alguien al invitaciones para invitados de la boda que se organice

  • Myriam 13 10:05:58/11/2018 - 10:05

    He hablado con usted esta mañana para saber si alquilaban habitaciones, me ha comentado que había casas cercanas a la suya que las alquilaban con baño incluido ,agradecería me mande información muchas gracias

Añade un comentario